Bienvenid@!

Dot® Servicios Integrados: donde todos ganamos más cuidando el medio ambiente

¿Cómo elegir un buen lugar para mi establecimiento?

Al adquirir alguna de nuestras semifranquicias nosotros te ayudaremos a elegir el mejor lugar para tu negocio, pero antes de ésto será necesario contar con algunas propuestas de los mejores espacios disponibles en tu área. Es por ello que elaboramos esta guía con los requisitos que deben cumplir los lugares de tu elección.

1. El lugar debe ser cercano a tus clientes, por lo que una zona densamente habitada y/o con centros de trabajo siempre será preferible.

2. El local debe contar con espacio suficiente para tus clientes y todo lo que involucre tu negocio.

3. Respecto del costo de la renta debes estar seguro de que podrás sostenerla al menos por los primeros 4 meses, recuerda que el primer mes será particularmente complicado debido a los gastos en remodelación e implementación del negocio. La renta nunca deberá ser mayor al 20% de la venta mensual esperada.

4. El lugar que elijas debe ser accesible a tus clientes para que puedan llegar fácilmente a pie o en auto y la opción de poder estacionarse debe estar disponible.

5. Elige ubicaciones que sean distinguibles a gran distancia y/o donde se permita colocar letreros que llamen la atención de tus clientes.

6. Pregunta a los vecinos si hay negocios similares al que quieres instalar en el lugar, evitando así quedar demasiado cercano a la competencia; si no puedes evitarla verifica quiénes son, cómo operan y cómo se promueven.

7. Las zonas donde se ubican varios negocios así como plazas y centros comerciales generan buen tráfico de clientes, pero hay que considerar el precio de la renta antes de elegirlos como primera opción.

8. Revisa que el lugar cuente con un suministro de calidad de los servicios básicos para tu negocio como puede ser agua, electricidad, Internet, etc.

9. Verifica que el local este en buen estado. Un lugar barato pero en malas condiciones a la larga resultará en mayores gastos.

10. Asegura con el arrendador que podrás permanecer en el local por varios años sin que exista el riesgo de que te quiten o existan circunstancias para que cierren tu punto de venta.